¿Sabías que la piel del contorno de ojos es la más fina de nuestro cuerpo? Por ello, el contorno de ojos está menos preparado para luchar contra el envejecimiento que cualquier otra parte de nuestro cuerpo. Es importante saber que las bolsas y ojeras no tienen nada que ver con las patas de gallo, aunque cabe la posibilidad de que aparezcan a la vez que estos dos síntomas.
Aunque ahora está de moda la toxina botulínica, en este blog optamos siempre por la cosmética natural, ya que nuestra voluntad es dar preferencia a los productos naturales y tener en cuenta que un camino rápido y aparentemente cómodo no siempre puede dar buenos resultados.

A continuación, os comentaré algunos de los factores que producen las patas de gallo:

·La piel del contorno de ojos esta sometida a multitud de movimientos repetitivos, como el parpadeo ( en un día, parpadeamos aproximadamente 14.400 veces), contribuyendo a la formación de arrugas en esta zona.

·La exposición al sol, por poca que sea, reseca la piel y destruye el colágeno y la elastina, por lo que debemos utilizar gafas de sol para protegernos el contorno de ojos.

· Cuando nos exponemos a una luz muy intensa, cerramos los ojos y provocamos que la zona se arrugue y pierda elasticidad.

·Los ambientes cargados de humo tienden a irritar los ojos, por lo que tendemos a entrecerrarlos, contribuyendo a la formación de patas de gallo.

Si lo que queremos es eliminar las patas de gallo, necesitaremos una crema que nos aporte de manera natural las vitaminas que nuestro contorno de ojos necesita. La Crema Natural Completa (Natural Rich Cream), gracias a su alto contenido en gérmen de trigo ( donde se encuentra la mayor cantidad de Vitamina E), previene, frena disminuye y elimina las arrugas del contorno de ojos. Para ello, aplicaremos pequeña cantidad de crema con la yema del dedo sobre el contorno de ojos mediante un suave masaje de unos 30 segundos . El masaje deberemos realizarlo mediante pequeños toques muy suaves, sin estirar la piel. Es recomendable que repitamos este proceso dos veces al día (cuanto más notables sean las arrugas, más deberemos repetir estos pasos).

Los primeros días notaremos que nuestra piel ha adquirido un color saludable y, según su profundidad, desaparecerán en poco tiempo.

Dejar respuesta